Un nuevo informe revela las condiciones deplorables en los centros de contacto que atienden a los consumidores españoles

Google translate: