x ¡Ayúdanos a poner fin a las penosas condiciones laborales de Amazon en la India!

Inversores con más de 1,2 billones de dólares en activos instan a Amazon a respetar el derecho de sindicación de los trabajadores de Coventry

05.06.24

Inversores con más de 1,2 billones de dólares en activos instan a Amazon a respetar el derecho de sindicación de los trabajadores de Coventry

Una coalición de 50 inversores mundiales, que representan más de 1,2 billones de dólares en activos, ha pedido a Amazon que aborde las graves preocupaciones relativas a los derechos de sindicación de los trabajadores con el GMB en su centro de cumplimiento de Coventry, en el Reino Unido. Este grupo, que incluye a destacados inversores como NEST y Storebrand, exige que Amazon ajuste sus prácticas a sus Principios Globales de Derechos Humanos declarados.

A pesar del compromiso declarado de Amazon con los convenios fundamentales de la Organización Internacional del Trabajo y la Declaración Universal de los Derechos Humanos de la ONU, los inversores están preocupados por los informes que sugieren que la respuesta de Amazon a los esfuerzos de organización de los trabajadores contradice estos compromisos. La carta enviada a Amazon insiste en que se explique cómo respeta la empresa derechos fundamentales como la libertad de asociación y la negociación colectiva en las instalaciones de Coventry.

La preocupación de estos inversores es consecuencia de las acciones legales iniciadas por el sindicato GMB en abril, que acusa a Amazon de coaccionar a los empleados para que abandonen su afiliación sindical. Al parecer, se han difundido mensajes antisindicales en el centro de distribución y se han mostrado códigos QR que conducen a correos electrónicos de cancelación de la afiliación sindical.

En 2023, CCLA y otros inversores habían animado previamente a Amazon a reconocer voluntariamente al sindicato GMB en Coventry. Aunque el Comité Central de Arbitraje falló a favor de una votación de reconocimiento sindical, Amazon aún no ha reconocido voluntariamente al sindicato. La actual carta de los inversores es consecuencia de una reciente propuesta presentada en la Junta General de Accionistas de Amazon, en la que se solicitaba un informe independiente sobre el compromiso de Amazon con los derechos de los trabajadores. Esta propuesta obtuvo un apoyo significativo, con el voto a favor del 37,4% de los accionistas independientes.

Peter Hugh Smith, Consejero Delegado de CCLA, subrayó la importancia de abordar estas cuestiones tanto por el bien de los empleados de Amazon como para mantener la confianza de los inversores. "Como inversor en Amazon, queremos hacer lo correcto, tanto por nuestros clientes, que esperan que seamos buenos administradores de su capital, como por los empleados de Amazon. A la luz de los innumerables informes y acusaciones de los medios de comunicación, y dado que dos de los principales proveedores de datos ESG han expresado su preocupación, es necesario responder a las preguntas de los inversores. Queremos que Amazon nombre a un tercero de confianza para que evalúe cómo aplica sus políticas de derechos humanos en los centros de distribución del Reino Unido y que se comprometa a rectificar cualquier incumplimiento que se detecte. El tiempo corre y es hora de que Amazon aclare las cosas".

Christy Hoffman, Secretaria General de UNI Global Union, alabó los esfuerzos de los inversores y declaró: "Esalentador ver que los inversores adoptan una postura y presionan para que Amazon rinda cuentas. Aplaudimos a estos inversores por su compromiso e instamos a todas las partes interesadas a mantener un compromiso constante más allá de las juntas generales de accionistas. Al participar activamente en este diálogo continuo, los inversores pueden impulsar cambios significativos que den prioridad al bienestar de los trabajadores de Amazon. UNI Global Union apoya plenamente estos esfuerzos y pide a todos los inversores que se unan para garantizar que Amazon mantenga los más altos estándares de derechos de los trabajadores y un trato justo."

Otros inversores, incluidos representantes de Foster Denovo, Folksam y KLP, se hicieron eco de estos sentimientos, destacando los riesgos operativos y de reputación a los que se enfrenta Amazon si continúa ignorando las normas laborales internacionales y sus propias políticas. Emilie Westholm, de Folksam, expresó su preocupación por la persistente falta de respeto de los derechos laborales por parte de Amazon, mientras que Kiran Aziz, de KLP, señaló la inadecuada respuesta de la empresa al compromiso continuo de los accionistas.

Amanda Gearing, organizadora principal de GMB, declaró: "Lo único que piden los miembros de GMB en Amazon Coventry es respeto y un trato justo. En cambio, hemos visto a los jefes de Amazon dedicar los recursos de la empresa a tácticas antisindicales y a privar de voz a los trabajadores mal pagados. Se está ejerciendo presión sobre Amazon para que haga lo correcto y se aparte de los intentos de los trabajadores de construir una vida mejor".

La presión ejercida sobre Amazon por esta importante coalición de inversores subraya la necesidad crítica de que la empresa aborde estas cuestiones de derechos humanos de forma proactiva. Como entidad global, la adhesión de Amazon a sus normas declaradas no es solo una cuestión de responsabilidad corporativa, sino también crucial para mantener el valor y la confianza de los accionistas a largo plazo.

Noticias

Comercio

Alianza Sindical Global UNI Amazon

UNI Africa

UNI Américas

UNI Asia y Pacífico

UNI Europa